Otitis y conjuntivitis: las enfermedades del verano.

otitis

Los médicos titulan a las otitis que aparecen en las vacaciones como la otitis del verano ya que son típicas durante esta estación debido al tipo de vida que llevan los niños durante esta época.

¿Por qué se producen las otitis de verano?
A veces un simple baño de playa o de pileta puede desencadenar una otitis externa debido a que los gérmenes infectan primero la piel de la oreja y luego penetran hacia el oído externo, provocando la inflamación del conducto auditivo. Durante un baño prolongado penetra en el oído un exceso de agua que puede provocar la maceración de la piel y la llegada de bacterias, especialmente si entramos en contacto con agua contaminadas. La piel del conducto auditivo se lesiona con facilidad por una limpieza no adecuada o por un frotamiento de la oreja que puede dañar la dermis.

¿Cuáles son los síntomas?

• Dolor de oído, a veces intenso, que suele aparecer rápidamente y se acentúa al manipular la oreja.
• Aparición de una secreción verdosa, a veces con feo olor que sale al exterior.
• Picor en ocasiones importante.
• Puede haber pérdida de audición pero suele ser poco frecuente y, cuando aparece, de poca intensidad.
• El dolor es intenso al presionar el pabellón auricular.

¿Cómo podemos prevenir las otitis de verano?
• Mantener las orejas limpias y secas.
• Después de cada baño se debe limpiar y, sobretodo, secar bien las orejas y los conductos auditivos.
• Esta limpieza y secado se debe realizar con un algodón absorbente y no con hisopos ya que estos, pueden empujar las secreciones del conducto auditivo externo hacia el interior del oído y provocar infecciones más graves. Por lo tanto no es recomendable utilizarlos.
• Otra medida de prevención a tener en cuenta son los tapones de cera, que se deben colocar en los oídos antes de iniciarse el baño.

¿Por qué se produce la conjuntivitis de verano?
La conjuntivitis es una enfermedad de los ojos que se da con más frecuencia en verano, especialmente las irritativas y bacterianas, ya que se ven favorecidas por el calor y el contacto con el agua. La conjuntivitis irritativa tiene su causa en el contacto con el cloro y otras sustancias que se usan para mantener la higiene de las piscinas, aunque también puede contagiarse en la playa si la concentración de sal es muy alta. La conjuntivitis bacteriana se produce por el contacto con microorganismos.

¿Cuáles son los síntomas de la conjuntivitis?
• Costras alrededor de los ojos.
• Los ojos se ponen rojos o rosados.
• Secreción de los ojos.
• Párpados pegajosos, especialmente por la mañana.
• Picazón en los ojos o sensación de ardor.

¿Cómo podemos prevenir la conjuntivitis?
• Usar antiparras herméticas para el baño.
• Proteger los ojos del sol adecuadamente.

¿Cómo podemos enviar su contagio?
• No compartir toallas, almohadas, anteojos de sol o cualquier otro elemento que entre en contacto con los ojos.
• Lavar las sábanas, fundas de almohadas y toallas en agua caliente y detergente para evitar contagios.
• Lavar las manos de toda la familia de manera frecuente con agua y jabón.
• Evitar frotarse o tocarse los ojos ya que puede empeorar la infección.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s