Es la hora de dormir: la importancia del sueño en los niños.

Una de las razones por las cuales nuestros hijos necesitan descansar bien es porque tienen muchas actividades durante el día: van a la escuela, practican algún deporte, realizan actividades extraescolares, asisten a cumpleaños, invitan y son invitados por amigos… ¡uf! Sólo recordar todo lo que hacen me cansó. Y eso hace que, al finalizar el día, sus cuerpos necesiten descansar para poder seguir con la misma actividad al día siguiente.

No solamente el cuerpo es el que debe descansar. Nuestros hijos están expuestos a diferentes experiencias que le generan de manera continua nuevos aprendizajes. Es por eso que también el cerebro debe tener su momento de descanso. Si bien no se sabe exactamente que trabajo realiza el durante el sueño, algunos científicos creen que clasifica, almacena información y resuelve problemas. Si es así, con más razón es un momento importantísimo para el crecimiento de los niños.

Cuando nuestros hijos no han dormido lo suficiente puede ser que se sientan cansados, malhumorados y que no puedan pensar con claridad. También puede resultarles dificultoso escuchar y seguir las consignas que se den en clase. Aquellas tareas que le resultarían sencillas de realizar pueden parecerles dificultosas o simplemente no tener ganas de hacerlas. El dormir mal o menos horas de las que los niños necesitan los pone fastidiosos y molestos, lo cual no solo perjudica su rendimiento académico sino también, la relación con sus compañeros.

A los niños les cuesta mucho conciliar el sueño por si mismos, por lo cual, muchas veces necesitan de nuestra ayuda.

Sabemos que no es una tarea sencilla. Por eso, preguntamos a diferentes padres qué hacían ellos para ayudar a sus hijos a tener un buen sueño.
 A continuación les compartimos algunas sugerencias transmitidas por los diferentes padres:

  • Avisarles que se acerca la hora de dormir con media hora de antelación.
  • Intentar llevarlos a la cama siempre a la misma hora.
  • Leer un libro antes de hacer que se duerman para generar un clima de tranquilidad.
  • Tratar de no darles bebidas que contengan cafeína( gaseosas, café, te) antes de ir a dormir.
  • No poner televisores en los cuartos de los niños.
  • No mirar películas, programas de televisor ni leer cuentos de terror antes de ir a dormir.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s